Saltar al contenido
Hernani turismo
Mostrar/ocultar menú principal de navegación

Gente

Portlets anidados
Publicador de contenidos
Portlets anidados
Visor de contenido web

El Casco Histórico reúne el pasado y presente de Hernani. Allí vas a encontrar un total de 19 monumentos históricos, además de poder cruzar 2 de las 5 puertas de entrada que la Villa llegó a tener.

En formato circular, a lo largo del mismo vas a descubrir desde un lavadero municipal construido en el año 1016, pasando por casas solariegas, templos religiosos y otros edificios emblemáticos, que forman parte de la historia de Hernani. Algunos puntos que no te puedes perder son:

Casa Portalondo / Torre de los Gentiles

Es un emblemático edificio de mediados del siglo XV que, se cree, formaba parte de la antigua muralla de la Villa y que estaba situado junto a una de sus 5 entradas.

Gudarien plaza

En la misma se encuentra el ayuntamiento de Hernani, situado junto a la iglesia de San Juan Bautista. El Consistorio está ubicado en un edificio de planta rectangular y cuatro alturas, soportado por 7 arcos. Además, uno de los arcos de entrada a la Villa forma parte de su planta baja, que desemboca en el antiguo Camino Real.

Iglesia de San Juan Bautista

Situada en Gudarien Plaza, se trata de un templo de una sola nave, con planta en cruz latina y ábside poligonal (ochavado). El altar se sitúa en el citado ábside, formándose dos capillas en los brazos del crucero. El interior es de estilo barroco y en él se encuentran elementos de notable importancia histórico-artística, como el retablo mayor, el sagrario, la tumba de Juan de Urbieta o el órgano, entre otros.

Dorretxea

Emplazada en Kale Nagusia, 13, la Casa Torre está situada en uno de los poderosos bastiones que defendían el acceso a la Villa. Es uno de los edificios más antiguos y se cree que data del siglo XIV. Con el paso del tiempo, este edificio deja de ser fortaleza y pasa a ser vivienda, para lo cual se redistribuyen y amplían las plantas, además de abrirse ventanas. Conocerla merece la pena, puesto que el edificio ha conservado su esencia, y sus muros de sillería, su entrada de arco apuntado y la saetera con tronera, entre otros elementos del mismo, así lo demuestran.

Portlets anidados
Publicador de contenidos